Logopedia y TEA

La logopedia y su importancia para el TEA y otros trastornos 

El habla es uno de los aspectos más importantes en nuestro proceso de formación. No importa cuál vaya a ser nuestra área de especialidad, como abogado, ingeniero, albañil, médico o periodista, pues la comunicación verbal está presente en todos los ámbitos, hasta en nuestra actividades más pequeñas de la cotidianidad.

Una buena pronunciación y oratoria te permiten proyectar tu personalidad y carácter ante los demás.  El simple hecho de poder expresarse con claridad, así tengamos un repertorio limitado de palabras, es importante. Con ello podemos denotar seguridad, autoridad y convencer. Esto inicia desde el tono de voz empleado, el lenguaje corporal, hasta las ideas articuladas en el discurso y la conversación. 

En ocasiones, no se cuenta con esta herramienta por falta de capacitación,  sino como consecuencia de patologías médicamente comprobadas. De hecho, muchos niños y adolescentes, diagnosticados con una condición neurológica o trastorno generalizado del desarrollo, necesitan apoyo profesional para llegar a tener buena calidad de vida.

En ese momento es importante evaluar la posibilidad de acudir a ayuda médica especializada, aún más cuando se trata de un niño en desarrollo. Hoy te contamos de la importancia de tener óptimas habilidades de comunicación y que, quien acude a BlaClinic, tu logopeda en Granada, pronto podrá mejorarlas. 

Qué es la logopedia

La logopedia es una disciplina vinculada a las ciencias médicas, cuyo objetivo es el tratamiento de trastornos en la voz humana. Se encuentra regulada por la ley de Ordenación de Profesiones Sanitarias 44/2003, lo que conlleva que todo profesional se acoja a un código deontológico y posea un número de colegiación que certifique la correcta praxis de la profesión. 

El estudio es integral, se practica la prevención, detección y tratamiento de los trastornos en la comunicación humana. Esto no solo ocurre por el habla, sino también de forma escrita y gestual. Aspectos que también son objeto de estudio de esta disciplina. Un logopeda trata problemas con la adquisición de lenguaje, dificultades de expresión verbal y comunicación, percances con la lectura, la escritura y fluidez. 

Importancia de cultivar las habilidades de comunicación

Potenciar nuestras habilidades de comunicación mejora nuestras posibilidades de ser escuchados y entendidos. De esta manera, se abren las puertas de oportunidades de alto valor profesional, se fortalece una mejor reputación de respeto y, en general, se optimiza nuestra capacidad de relación con el entorno.

Asimismo, impacta en nuestra autoestima y confianza, por lo que el lenguaje corporal se ve transformado. Empezamos a tener un correcto manejo de nosotros mismos, empleando la inteligencia emocional. Invertir en potenciar estas aptitudes es invertir en uno mismo y en el futuro que deseamos labrar.

Impacto de la logopedia en la intervención de niños con TEA

Ya hemos hablado de la gran trascendencia de la logopedia, como disciplina, en la atención de niños y adultos con diferentes discapacidades fonoaudiológicas. Pero ¿cuál sería su importancia en el tratamiento de una condición tan compleja como lo es el Trastorno del Espectro Austista? Vale, se trata de un diagnóstico que debe ser abordado con carácter multidisciplinario; sin embargo, cuando se trata de TEA, ya sea o no de alto funcionamiento, el logopeda tiene mucho qué decir al respecto

Y es que, para la mayoría de los padres con pequeños tan asombrosos y con un potencial tan vasto como quienes se encuentran dentro del espectro autista, la precaria habilidad con la comunicación verbal es uno de los principales síntomas de alerta (con excepción de los pacientes con Síndrome de Asperger).

En sí mismo, el TEA es muy complicado, tanto para el paciente como para la familia. Estos niños no son raros, no están enfermos o discapacitados, solo ven el mundo de manera diferente. Necesitan aprender a gestionar sus emociones adecuadamente, a través de psicología y terapia ocupacional, pero un logopeda llega a ser el pilar que le permitirá verbalizar lo que está pensando, demostrar lo que sabe con palabras. 

Entre los beneficios de acudir a una clínica especializada en logopedia están:

  • Lleva el lenguaje a un nuevo nivel. Por sí sola, la logopedia no puede acabar con las conductas disruptivas y la barrera de comunicación verbal que impone el autismo, pero sí es un apoyo significativo, indispensable para lograr la autonomía de los niños dentro del espectro. Recuerda que la logopedia brinda la oportunidad de desarrollar el lenguaje verbal a través del uso de pictogramas y recursos pedagógicos. Cuando la sospecha de TEA se aborda en etapas tempranas, existen más posibilidades de lograr el habla. 
  • Potencia la socialización. Si tu niño o niña es muy pequeño, es posible que no lo hayas pensado, pero el uso de las palabras y la capacidad para comunicarse, dialogar con su entorno, será fundamental. Desde luego, hay diagnósticos de TEA funcionales que no necesariamente han desarrollado el habla, pero lo ideal es que se pueda gestionar la comunicación de manera efectiva, no solo con señas o mediante el uso de pictogramas. 
  • Consciencia del yo y su entorno. Finalmente, hay que aclarar que, para los pacientes con trastorno generalizado del desarrollo o autismo, concretamente en los primeros años, entender que son personas diferentes a la figura de protección, como el padre o la madre, puede ser complicado. Esto está relacionado con todos los ámbitos médicos que aborda el autismo, pero sobre todo con el lenguaje. En este caso, el logopeda es un embajador de la producción de palabras que, mediante el juego y la interacción, ayuda al paciente a conocerse a sí mismo y usar el lenguaje de forma apropiada. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.